ahorro

"TIGRES DE CRISTAL" de Toni Hill, un relato de niños culpables y venganzas torcidas.

Fuente: MarianLEEmasLIBROS.
26 del 7 de 2018

(imagen)
“Fue entonces cuando comprendí que, al menos yo, tenía que contar la verdad. También es cierto que ignoraba lo que pasaría después. No podía prever el pacto que se estableció entre todos; era incapaz de adivinar que el resultado de mi confesión, de lo que sabía y de lo que vi, se manipularía en nombre de la amistad y de la misericordia.

Ahora, después de tanto tiempo, pienso que fue el espíritu de esos años lo que se impuso al final, pero en ese momento yo solo buscaba aliviar mi conciencia, contar qué le había ocurrido a Joaquín Vázquez, el Cromañón, y luego olvidarme de todo para que la vida volviera a ser como antes.”
(imagen)
El reencuentro entre dos personas que compartieron en el pasado un oscuro secreto y la autoría de un crimen, nunca puede salir bien, es imposible que salga bien. Pero a pesar de presentirlo, de ser consciente de ello, Víctor no puede evitar quedar con Juanpe (al que todos llamaban “el Moco” cuando eran pequeños) después de 37 años sin verse, cuando el destino vuelve a juntarlos.
Las imágenes mentales tanto tiempo enterradas, afloran de nuevo, salen a la luz, es inevitable. Los recuerdos de lo ocurrido aquel fatídico 15 de Diciembre en el barrio “Satélite de Barcelona", se planta ante ellos como una losa dura, insalvable, cargada de culpa y de acusaciones, de excusas vacuas. Porque ambos saben que de los dos culpables, solo ha pagado uno: Juanpe el que cargó con todo y fue enviado al correccional después de haber sido delatado por alguien.
Victor no es que saliera de rositas, pero casi… fue enviado por sus padres al campo con su abuelo, sobre todo por precaución, después de haber matado ambos de una paliza a Joaquín Vázquez “El Cromañón”, aquel chaval corpulento y cruel que había convertido la vida del Moco en un infierno.
Y ahora, treinta y siete años después, Víctor está felizmente casado, tiene una hija, un buen empleo y una buena vida, es en definitiva un triunfador, pero Juanpe sigue siendo un pobre diablo, nunca ha dejado de serlo, un hombre sin futuro y con un presenta turbio y peligroso, porque como suele decirse . . . "unos nacen con estrella y otros estrellados”

¿Habrán conseguido olvidar lo ocurrido aquel verano? ¿Y la culpa, donde habrá quedado la culpa?¿Descubrirán quien delató a Juanpe en su día?.
(imagen)
(imagen)
(imagen)

Toni Hill (Barcelona, 1966), es un escritor y traductor español licenciado en psicología, autor de tres novelas policíacas protagonizadas por el inspector Héctor Salgado: (2011), (2012) y (2014); y de la novela de misterio de ambientación gótica (2017).

ha sido su última novela (2018), un Thriller ambientado en la Ciudad Satélite de Cornellà del Llobregat, durante los años de la Transición, años 70.
(imagen)
Hacía tiempo que tenía a este autor en mente y especialmente esta novela suya (la saga del inspector Héctor Salgado también la quiero leer, al menos el primero “El verano de los juguetes muertos”),

Y de repente…, después de un tiempo esperando en la cola de las reservas en la biblioteca, allí estaba, en mis manos mirándome con su cubierta tan bonita y llamativa con cara de “empiézame cuanto antes que no te vas a arrepentir”. Y a las pocas horas de estar en mi poder ya me había sumergido entre sus páginas, en la historia, que al final

Desde el principio de ya vislumbramos una catástrofe, desde las primeras páginas nos encontramos con un crimen. Un crimen cometido en un barrio marginal, que podría ser cualquier barrio marginal de cualquier ciudad, por unos niños que en realidad no querían matar a nadie, que tan solo querían darle una lección a Joaquín Vázquez, un chaval de catorce años de su colegio que los tenía a atemorizados.
Pero se les fue de las manos y lo que empezó siendo un simple escarceo infantil, un pequeño escarmiento, se convirtió en un homicidio, una tragedia que cambió la vida de muchas personas, de muchas familias que se vieron implicadas y que ya nunca volvieron a ser las mismas. Un antes y un después, para ellos, para el barrio, para las víctimas y para los verdugos.
Y el reencuentro entre los dos implicados, como ya he dicho no les trae nada bueno, porque Juampe pretende recordar con exactitud cómo fue aquello, quiere obtener algunas claves sobre preguntas que quedaron sin respuesta. Víctor todo lo contrario, quiere seguir olvidando, haciendo como si nada hubiera pasado.
, si fueron capaces de olvidar. Porque ya sabemos que en la vida real, todo pasa factura, y algunos hechos y sucesos te pueden marcar para siempre y no dejarte vivir en paz.

¿Qué me ha parecido? ¿Me ha gustado?

. Gracias a que su lectura me ha pillado de vacaciones (es maravilloso eso de disponer a tu antojo de tantos momentos para relajarte, para tirarte tres o cuatro horas enteras con todos sus minutos y segundos, leyendo ¿verdad?) y eso que son casi 500 páginas. (tengo una amiga que me dice que soy “muy ansiosa” cuando se me mete en la cabeza leer un libro determinado)

(han pasado unos cuantos días y aún sigo así, con la boca abierta y con cara de tonta), (eso hice, intercambiar impresiones con Eyra, una  bloguera a la que sigo, por su blog, y por instagram. Por cierto ella también acaba de leer y reseñar esta novela, por si os apetece pasaros por allí)

. Se que de ahora en adelante ya no le voy a perder la pista y voy a leer todo lo que vaya publicando.




Os la recomiendo mucho, "con ansias". Mi nota es la máxima:

(imagen)

Loading...