ahorro

FOTOS. Historias olvidadas

Fuente: La Esquina de Érika y Óscar.
9 del 4 de 2013

(imagen)

“La cámara fotográfica es una máquina que congela el tiempo”, escribió hace algunos años  Óscar.

Hace algunos días “desenterré” algunas fotos antiguas que estaban olvidadas por el pasar del tiempo. Me encantan porque datan desde los años 1920 aproximadamente hasta 1950 y tantos. Blancos, negros, grises, peinados y modas pasadas toman nuevamente vida en estas fotos y al verlas pienso en las vidas de sus protagonistas a los cuales en su mayoría desconozco, veo el porte de los caballeros y las damas que ahí aparecen. ¿Estarán  vivos o muertos?, ¿Serán recordados por sus deudos?, ¿Habrán sido felices?, no tengo respuesta alguna para tales preguntas; sin embargo la magia que expele de ellas es tal que me lleva a amarlas.

Me encanta ver los márgenes blancos con esas orillas zigzagueantes que recorren sus contornos, hay algunas de tamaños poco utilizados hoy en día tal y como es el caso de aquellas que miden 2.5 por 2.5 pulgadas. Hay tanto silencio a su alrededor que me gustaría zambullirme en una de ellas, siento una tranquilidad pasmosa, casi espectral al observarlas.

(imagen)

Las guardo con recelo porque mi abuela las guardaba y porque de una u otra forma fueron parte de su vida, muchas de ellas tienen el año en que fueron tomadas. Una de ellas evoca el amor de mamá Chony a sus alumnos, en la parte posterior tiene cada uno de los nombres que ahí aparecen, en otra aparece ella en Acapulco, una más muestra a mi abuelo vistiendo un flamante e impecable traje blanco en la terraza del otrora Casino Salvadoreño, en la época de oro del centro de San Salvador esa fotografía y otra más toman una importancia histórica, pues al fondo se observa la vieja catedral de San Salvador, construida de madera y convertida en cenizas por un terrible incendio el 8 de agosto de 1951.

(imagen)

El Casino Salvadoreño, se ubicó sobre la segunda avenida sur y segunda calle oriente, esquina opuesta a la actual Biblioteca Nacional, un magnífico edificio blanco que sucumbió al terremoto del 10 de octubre de 1986. Desde su terraza muchos de sus socios se tomaron innumerables fotos teniendo como fondo la catedral, el volcán de San Salvador y una vegetación increíble que hoy vive solo en las imágenes que le sobreviven. Fotos históricas que mi abuela guardó durante muchos años.

(imagen)

(imagen)

(imagen)

o

(imagen)

(imagen)

o

(imagen)

o

(imagen)

(imagen)

(imagen)

o

(imagen)

Otras fotografías muestran tíos y tías en su infancia, con sus mascotas, disfrutando de la inocencia de la niñez.

(imagen)

(imagen)

(imagen)

(imagen)


(imagen) (imagen)

Loading...